patrocinado por PHPDocX
 
Inicio | Mapa web | Contactar

Colección de problemas resueltos

Extraídos de los exámenes de Selectividad

 

SpeakingImage es una aplicación para crear imágenes interactivas y compartirlas con los demás. www.speakingimage.org

Filosofía

MatemticasFísicaQuímicaBiologíaDibujoHistoriaLengua y LiteraturaHistoria del ArteFilosofíaInglés
Problemas filosóficos Edad Antigua
Filosofía > Problemas filosóficos >

Edad Antigua

>

El estado natural y el estado social del género humano para Aristóteles

El estado natural y el estado social del género humano para Aristóteles

Imprimir como PDF Insertar en mi web
PALABRAS CLAVE
zoón logikón y zoón politikón, Naturaleza, físis, Autarquía, Alejandro Magno, hilemórfico, virtud, Sócrates, Platón

Explicar el tratamiento del problema del estado natural y del estado social del género humano en un autor de la Edad Antigua: Aristóteles

DEBES ELEGIR UN AUTOR DE UNA ÉPOCA CONCRETA (QUE SE OS DICE EN LA PREGUNTA), Y DESARROLLAR ÚNICAMENTE EL PROBLEMA FILOSÓFICO QUE SE OS PIDE. NO TE VAYAS POR LAS RAMAS EXPLICANDO TODO SU PENSAMIENTO, SINO SÓLO LA TEORÍA QUE SE OS PIDE.

Aristóteles define al ser humano como zoón logikón yzoón politikón, es decir como animal racional y como animal social o político; la esencia de la naturaleza humana está en su racionalidad y en su sociabilidad. De manera que la sociedad no se opone a la naturaleza sino que es un desarrollo de la misma.


Por su propia naturaleza (fisis) el ser humano tiene una tendencia inevitable a vivir en sociedad. La distinción entre estado natural y social es totalmente imposible en el pensamiento aristotélico, no hay individuo sin sociedad que es el medio natural de su desarrollo y perfección: "Es pues manifiesto que la ciudad es por naturaleza anterior al individuo, pues si el individuo no puede de por sí bastarse a sí mismo, deberá estar con el todo político en la misma relación que lasa otras partes lo están con su respectivo todo. El que sea incapaz de entrar en esta participación común, o que, a causa de su propia suficiencia, no necesite de ella, no es más parte de la ciudad, sino que es una bestia o un dios". (Política, libro 1,1).


El núcleo original de la comunidad social o política es la familia, la agrupación más natural de todas constituida por la mujer, el marido, los hijos, los esclavos y los animales de labranza, es decir, las personas y lo necesario para su subsistencia. En segundo lugar la aldea, que es un conjunto de familias, la aldea surge de las ventajas que el número lleva consigo en cuanto a la seguridad personal y la división del trabajo. Por último la polis o ciudad-Estado, ideal social para un griego anterior a la conquista de Alejandro Magno. La polis es una autarquía, es decir, una sociedad que se basta a sí misma.


El fin que persigue la vida en sociedad, es el bien común; la asociación entre los seres humanos no es sólo para vivir, sino para perfeccionarse tanto en el cuerpo como en el alma. (Según Aristóteles el ser humano es un compuesto hilemórfico de materia, cuerpo y forma, alma). El bien común debe buscar el bienestar material y el bien del perfeccionamiento anímico que consiste, como ya habían afirmado Sócrates y Platón en el conocimiento y sobre todo en la práctica de la virtud.

zoón logikón y zoón politikón: Estas dos son las características esenciales de la naturaleza humana, la animalidad, la racionalidad y también la sociabilidad. Según Aristóteles la sociabilidad es una característica esencial del ser humano, y no es producto de ningún pacto o acuerdo social.

Naturaleza- físis-: Aristóteles se refiere a la sustancia, al ser individual según aparece en el mundo, y también a sus características esenciales, que le diferencian de otros seres; los animales tienen su naturaleza y los hombres la suya propia.

Autarquía: Aristóteles se refiere a la independencia de la ciudad - estado o polis, que se da las leyes a sí misma, según el acuerdo de los ciudadanos. También en otro sentido la palabra autarquía se refiere a la independencia del individuo como ciudadano y a sus derechos. Este concepto fue ampliado por las escuelas morales postaristotélicas, sobre todo por los estoicos.

Hilemórfico: Aristóteles designa con esta palabra el hecho de que las naturalezas, sustancias o seres del mundo están compuestas por hile que significa en griego materia y morfé, que significa forma o estructura. La naturaleza humana está compuesta por tanto de cuerpo (materia) y alma (forma). El aspecto superior del alma humana es su razón o inteligencia. Hilemorfismo es la teoría que afirma el hecho de que los seres del mundo están compuestos de materia y forma y por esta razón se mueven o transforman.

Virtud: según Aristóteles la virtud es el hábito o camino que nos conduce al bien y a la felicidad; por esta razón la virtud es la mejor conducta posible, es decir la excelencia, que debe ser calculada racionalmente como el equilibrio inestable, el justo medio entre dos vicios opuestos, uno por exceso y otro por defecto, es la teoría del mesotés, "en el medio está la virtud". La política debe fundarse en la virtud de la justicia.

El pensamiento de Aristóteles es uno de los más equilibrados de la historia del pensamiento político. Frente a las críticas de su maestro Platón contra el sistema democrático, Aristóteles afirma que la democracia -gobierno asambleario del pueblo- puede ser una buena forma de gobierno al igual que la monarquía -gobierno de uno-, o la aristocracia -gobierno de los mejores-.Lo importante es que cualquier forma de gobierno, se funde en la virtud de la justicia distributiva, que debe regular el reparto de bienes, derechos y obligaciones entre los ciudadanos. Cuando los gobernantes, dejan de gobernar con justicia, es decir dejan de atender al bien común, y buscan sólo su propio beneficio o el de su grupo de amigos, entonces se producen formas corrompidas. La monarquía se transforma en tiranía; el gobernante oprime al pueblo con leyes injustas; la aristocracia en oligarquía, gobierno de unos pocos (oligos) que se aprovechan del poder en su propio beneficio desatendiendo los intereses comunes. Y, por último, la democracia se transforma en demagogia, es decir no hay una real y auténtica participación del pueblo en el poder, sino que los representantes engañan al pueblo haciéndoles creer en su libertad, cuando es todo una farsa. A través de la persuasión, consiguen que los ciudadanos los voten, para después actuar según sus criterios o intereses. Realmente la demagogia se transforma en una oligarquía encubierta.

El pensamiento político de Aristóteles es inseparable de su planteamiento ético, los seres humanos buscan la felicidad. La ciudad, es el medio donde todos los ciudadanos deben ejercitarse en la virtud, que es según Aristóteles, la excelencia, único camino posible para alcanzar ese bien común, esa felicidad, y en el conocimiento, ya que en la medida que un pueblo es más culto, posee una educación mejor, puede tener mejor criterio para elegir a sus gobernantes o reemplazarlos si fuera preciso. Por esta razón las leyes y toda la organización del Estado, deben fundarse en la virtud de la justicia. Legalidad y moralidad deben ser las dos caras de una misma realidad social.

Comentarios a este ejercicio

Explora nuestra colección de problemas resueltos
 
www.2mdc.comDiseño web 2mdc