patrocinado por PHPDocX
 
Inicio | Mapa web | Contactar

Colección de problemas resueltos

Extraídos de los exámenes de Selectividad

 

SpeakingImage es una aplicación para crear imágenes interactivas y compartirlas con los demás. www.speakingimage.org

Historia

MatemticasFísicaQuímicaBiologíaDibujoHistoriaLengua y LiteraturaHistoria del ArteFilosofíaInglés
Análisis de texto Cuestiones
Historia > Análisis de texto >

Cuestiones

>

Guerra de Sucesión (1701- 1713) y sus consecuencias para España. Rasgos de la nueva organización política y territorial de España en el siglo XVIII.

Guerra de Sucesión (1701- 1713) y sus consecuencias para España. Rasgos de la nueva organización política y territorial de España en el siglo XVIII.

Imprimir como PDF Insertar en mi web
PALABRAS CLAVE
Carlos II, Archiduque Carlos de Austria, Felipe de Anjou, Liga de la Haya, Corona de Aragón, Corona de Castilla, Paz de Utrech, tratado de Rastatt, derecho de asiento, Borbones, Despotismo Ilustrado, estado-nación, Consejo de Castilla, Cortes, secretarías, Audiencias, corregidores, intendente, regalismo

Responda a las siguientes cuestiones:

a) Resuma la Guerra de Sucesión (1701- 1713) y sus consecuencias para España.
b) Señale brevemente los rasgos de la nueva organización política y territorial de España en el siglo XVIII.

COMENTARIO:
RELACIONA EL DOCUMENTO CON EL CONTEXTO HISTÓRICO EN QUE SE ENMARCA, ALUDIENDO DE FORMA BREVE A LA SITUACIÓN ESPACIO-TEMPORAL.
· REALIZA EL COMENTARIO DEL CONTENIDO DEL TEXTO, CONFRONTÁNDOLO CON TUS PROPIOS CONOCIMIENTOS SOBRE EL TEMA.
· CONCLUSIÓN: RESUME LAS IDEAS BÁSICAS Y HAZ ALUSIÓN A LAS CONSECUENCIAS DE LOS HECHOS NARRADOS EN EL TEXTO. SIEMPRE DEBE SER BREVE, EL DOCUMENTO NO PUEDE SERVIRTE DE EXCUSA PARA DESARROLLAR UN TEMA DESPEGADO DE ÉL.

a) Resuma la Guerra de Sucesión (1701- 1713) y sus consecuencias para España.

Guerra de Sucesión (1700-1714): Al morir sin descendencia el último rey de la Casa de Austria, Carlos II, se enfrentaron dos candidatos al trono español: el archiduque Carlos de Austria y Felipe de Anjou, nieto de Luis XIV, de la Casa de Borbón, a quién Carlos II había nombrado heredero. La Guerra de Sucesión fue un conflicto europeo (entre el bando francoespañol y la alianza contra los Borbones, conocida como Liga de La Haya, integrada por Inglaterra, Holanda, Portugal y Saboya) pero también una guerra civil (la Corona de Aragón apoyó al archiduque Carlos mientras la Corona de Castilla lo hizo a Felipe de Borbón). En 1704 el archiduque Carlos llegó a la península, proclamándose rey de España, siendo aceptado en 1705 por valencianos y catalanes y en 1706 por aragoneses. La guerra resultó larga e indecisa ya que dentro de la Península las tropas de Felipe V lograban victorias (Almansa, 1707, Brihuega y Villaviciosa, 1710), mientras en el exterior la victoria se inclinó al bando aliado dirigido por Gran Bretaña gracias a su supremacía naval y se hizo con Gibraltar y Menorca en nombre de Carlos.

En 1713 el archiduque Carlos fue coronado emperador de Alemania, tras morir su hermano. A Inglaterra y Holanda no les interesaba una posible unión de España y Alemania como en tiempos de Carlos I. La guerra finalizó con la firma de la Paz de Utrech (1713) ratificado en 1714 por el tratado de Rastatt (Alemania). Previa renuncia a sus derechos al trono francés, Felipe V fue reconocido rey de España. Gran Bretaña, la gran vencedora, obtuvo Gibraltar y Menorca, el derecho de asiento en América (monopolio de la trata de negros) y el navío de permiso. España, la gran perdedora, entregó a Austria los Países Bajos, Milán, Nápoles y Cerdeña; Saboya se quedó con Sicilia (que más tarde cambió por Cerdeña). España perdió de esta manera todos sus territorios europeos. A Portugal hubo de cederle la colonia de Sacramento (Uruguay)

Sin embargo, la guerra continuó en Cataluña. Barcelona fue sitiada hasta que las tropas de Felipe V entraron el 11 de septiembre de 1714, tras una heroica resistencia.

Navío de permiso: Derecho a enviar un barco anual a la América española para comerciar.

b) Señale brevemente los rasgos de la nueva organización política y territorial de España en el siglo XVIII.

La llegada de los Borbones a España supone un cambio de la estructura del Estado, copiándose el modelo francés. Se inicia el Despotismo Ilustrado. Se impuso una estructura política uniforme y centralista en el país, basada en el modelo de Castilla -sólo Navarra y el País Vasco mantuvieron sus fueros y aduanas- . Se puede hablar ya de España como proyecto de estado- nación.

Los Consejos perdieron competencias, sólo el Consejo de Castilla tuvo un papel destacado: tenía funciones consultivas, realizaba proyectos de ley, era tribunal supremo de justicia y sus miembros eran nombrados por el rey. Las Cortes perdieron poder; fueron suprimidas las de la Corona de Aragón y las Cortes de Castilla se convirtieron en generales del reino, aunque sólo serán convocadas para jurar al heredero. Para racionalizar la Administración central, al frente de la cual estaba el Rey, crearon las Secretarías, que son los antecedentes de los actuales ministerios. Eran cinco: Estado, Gracia y Justicia, Guerra, Marina e Indias y Hacienda. Los secretarios eran funcionarios que gozaban de la confianza real. En la Administración territorial, dividieron el país en demarcaciones provinciales, parecidas a las actuales, al mando de las cuales estaba el capitán general, con poderes militares y administrativas; implantaron las Audiencias, órganos judiciales, y los corregidores para controlar las ciudades. Surgió la figura del intendente, de origen francés funcionario nombrado por el rey en las provincias, para recaudar impuestos y realizar reformas económicas. Completaron estas medidas políticas con la reforma del ejército (supresión de los tercios, creación de regimientos, de las quintas y de la Guardia Real) y de la marina (Patiño y Ensenada, ministros de Felipe V y de Fernando VI, la potenciaron con la creación de astilleros). Por último, los Borbones intentaron también el control de la Iglesia con el regalismo, iniciado por los Reyes Católicos, que trató de reafirmar las prerrogativas reales de la monarquía frente a los intereses eclesiásticos ligados a la Santa Sede. La medida más extrema fue la expulsión de los jesuitas.

Despotismo Ilustrado: Sistema de gobierno del siglo XVIII en el que los monarcas absolutos europeos llevan a cabo en sus países las reformas económicas, sociales y culturales que proponen los pensadores de la Ilustración para mejorar la vida de sus pueblos. Su lema es “Todo para el pueblo pero sin el pueblo”.

Consejos: Organismos que asesoraban al rey en temas importantes de ámbito general o específicos de cada reino. Estaban integrados por letrados y tendían a la especialización. Ejemplos: el de Estado, el de la Inquisición, el de Castilla o Real, el de Aragón, el de Indias, el de Italia, etc.

Regalismo: Por ejemplo con el control estatal de los documentos procedentes de Roma y la intervención en la designación de cargos eclesiásticos.

Comentarios a este ejercicio

Explora nuestra colección de problemas resueltos
 
www.2mdc.comDiseño web 2mdc